Asfixiando la libertad

0 308

fumarEl próximo viernes entra en vigencia la ley que restringe severamente el hábito de fumar, al prohibir y sancionar que se haga en variados espacios.

la prohibición es más extensa: alcanza, entre otros, a “todo espacio cerrado que sea un lugar accesible al público o de uso comercial colectivo, independiente de quién sea el propietario o de quién tenga derecho de acceso a ellos” o a “centros de atención o de prestación de servicios abiertos al público en general”, que significan cualquier lugar a que pueda acceder la generalidad de las personas. Así, por ejemplo, quedarían comprendidos los hoteles, aunque nadie puede explicar por qué fumar en una habitación de ellos debe estar vedado, cuando no hay un fumador pasivo. Asimismo, en las fiestas de matrimonio, que sólo se llevan a cabo los fines de semana y que los que sirven en ella se exponen de manera esporádica al humo. Es el puro afán de regular. Y nótese que no sólo se afecta al fumador, sino que la libertad de cada cual de decidir si admite que otro fume a su lado.

A los chilenos nos encanta que las leyes lo regulen todo. Seguramente usted apoyó ésta, pero ¿realmente se figuró que significaría que no se podrá fumar en la habitación de un hotel o en una fiesta de matrimonio? Cuando las leyes se hacen sin una referencia a la libertad, eso es lo que sucede.

Fuente

Ayúdenos a llegar a miles de personas como usted.