Vistazo de la Semana

Un lunes memorable

2 octubre 2017

Conferencia en la Universidad San Sebastián

Exposición y debate sobre la ideología de Género

Un lunes definitivamente completo y memorable fue el que pasó el abogado Gianfranco Amato el 25 setiembre, primer día de su viaje a Chile, que está resultando ser un fructífero “tour de fuerza”.

La mañana empezó con una lección tenida a los estudiantes de Derecho de la Universidad del Desarrollo en Santiago. Una verdadera sorpresa, no sólo por la calurosa y hospitalaria acogida por parte de los docentes, sino sobre todo para la inusual atención con la cual los estudiantes tomaron clase del profesor Amato, facilitada, en parte, por el formato multi-media utilizado por el relator (videos, fotografías, documentos, imágenes, etc.), y conseguida sobre todo por el contenido de la lección.

La sorpresa en los rostros de los estudiantes se hacía evidente cada vez que el tema abordado – el de la ideología de género – venía analizado desde perspectivas y ángulos diferentes de los que normalmente se utilizan para considerar ese tema.

Los hechos concretos, y debidamente documentados, de los efectos nefastos de la ideología de género, contribuyeron a hacer menos abstracta y “académica” la lección, llamando así un mayor interés y una cierta preocupación que recuerda la «sana inquietud» de la cual hablaba el filósofo danés Søren Kierkegaard.

Algunos estudiantes, al final de la clase, formularon al profesor la pregunta que él esperaba: «Y ahora ¿qué podemos y tenemos que hacer?».  Provocar en los jóvenes el deseo de actuar y reaccionar, despertar en sus corazones la «sana inquietud» de Kirkegaard, abrir su mente a la curiosidad intelectual, mostrarles como es fascinante la Verdad y valorizar del mejor modo su índole “naturaliter” militante, debería ser el único y verdadero objetivo de una auténtica institución educativa.

Algo particularmente sintomático hizo evidente como el profesor Amato fue capaz de llevar a cabo este fin. Al término de la clase, de hecho, un joven preguntó al profesor si él tendría otras conferencias en Santiago. Al saber que ese mismo día, por la tarde, el profesor hablaría en la Universidad de San Sebastián, el joven dijo que iría a escucharlo nuevamente y que llevaría también a su hermano. Cuando en un estudiante se llama el interés en escuchar de nuevo la misma lección en unas horas, hasta el punto de llevar a invitar otras personas, entonces significa que se está realmente educando.

La tarde fue llena de encuentros a distintos niveles, con periodistas, políticos, representantes de asociaciones, hasta la hora de la conferencia que tuvo lugar en la Universidad de San Sebastián, intitulada “Ideología de género: ¿bomba atómica o problema inexistente?”. Las ciento y cincuenta personas presentes superaron ampliamente las previsiones de los organizadores, hasta el punto de forzar algunos de los participantes a seguirla de pie.

En la conferencia estuvieron, entre otros, también el profesor Luis Cordero, Presidente de la Junta directiva de la Universidad, el profesor Ricardo Riesco Jaramillo, ex Rector, y el Sr. Gonzalo Eguiguren, integrante del Directorio CEUSS, y otras personalidades públicas como el Almirante Miguel Ángel Vergara, ex Comandante en Jefe de la Armada chilena, Héctor Riesle Contreras, ex Embajador de Chile ante la Santa Sede. Presentó al expositor el abogado Octavio Errázuriz Guilisasti, ex Embajador de Chile en los Estados Unidos, quien introdujo el evento con una interesante explicación de la importancia del tema de la ideología de género.

Es de destacar también la composición variada de la audiencia. Si, de hecho, las primeras hilas estaban reservadas para las autoridades académicas y las personalidades importantes, en las filas inmediatamente posteriores ya se podían ver muchos jóvenes, algunos ancianos, hombres y mujeres comunes, evidentemente preocupados por los efectos concretos de la ideología de género que pueden afectar de manera deletérea su propia existencia y la de sus hijos o nietos. Fue significativo, en particular, que una joven mamá tuve que salir en mitad de la conferencia porque el bebé en el cochecito de paseo empezó a gritar. Efectivamente, no se puede decir que fuera el público que participa habitualmente en las conferencias académicas.

Luego se produjo un interesante debate en el cual algunos participantes pudieron expresar su desacuerdo y formular preguntas, a las cuales el profesor Amato contestó de manera oportuna y exhaustiva. Hay que decir, en realidad, que la impugnación se hizo de forma civil y educada. Algunos disidentes al final de la conferencia dieron incluso la mano al profesor congratulándose de su oratoria y de la modalidad expositiva, sin dejar de expresar su total oposición a gran parte de lo que él dijo. Nada que ver, sin embargo, con la impugnación vulgar y violenta de algunos militantes extremistas e ideologizados que a menudo se encuentra en otros contextos.

El día terminó dignamente, al anochecer, con la Santa Comunión recibida en la Parroquia San Juan de Dios, dada por el Reverendo Padre Milan Tišma Díaz. Cierre perfecto a un gran día que empezó a las siete y treinta de la mañana con el rezo del Santo Rosario.

Cargando Comentarios de Facebook...